¿Estamos preparados para un 'verano eterno'?